El endomarketing es aquella estrategia comercial dirigida a mejorar la afinidad de los trabajadores y colaboradores de la firma con la misma. Su objetivo es motivar e implicar a los recursos humanos en la productividad de la compañía.

 

Se calcula que un trabajador motivado rinde en torno a un 20 % más que uno que no lo está. Por esta razón, estas técnicas consiguen optimizar la productividad de la empresa al tiempo que generan más engagement en los clientes. Por eso, este tipo de estrategia se conoce también como marketing interno.

 

Bases del marketing interno

El marketing interno posiciona al empleado o colaborador en la situación del cliente. A fin de cuentas es a él a quien vamos a vender la buena imagen de la empresa, de modo que la misma puede considerarse como el producto a la venta.

 

El objetivo es vender la idea de que nuestra compañía es el mejor lugar donde trabajar. Estas técnicas se desarrollan mediante herramientas de comunicación interna. También son interesantes las dinámicas de grupo y la formación permanente.

 

Comunicación interna

La comunicación interna es fundamental para que los trabajadores se sientan parte de la compañía. Las nuevas herramientas digitales permiten implementar protocolos de comunicación más efectivos, gracias a los cuales se puede facilitar el intercambio de información y opiniones.

 

Eliminar barreras es fundamental para cohesionar al grupo. Para ello pueden implementarse determinados protocolos como hacer reuniones periódicas e incluso breves sesiones de puesta en común de la información al inicio o al final de cada jornada.

 

A nivel tecnológico resulta interesante implementar intranets y aplicaciones de comunicación especifica. Actualmente, existe software altamente optimizado, por lo que no hay que temer ir más allá del clásico grupo de WhatsApp. Además es muy útil utilizar aplicaciones que permitan el trabajo colaborativo

 

Dinámicas de grupo

Las dinámicas de grupo incluyen sesiones de coaching y team building. Para desarrollarlas, la empresa puede contar con un coach o un facilitador de confianza o bien contratar alguna de las muchas agencias que en la actualidad se dedican a estas actividades.

 

Gracias a las mismas, la plantilla aprende a conocerse mejor y a trabajar en equipo de una forma más organizada. Además, los cargos intermedios y directivos pueden detectar debilidades y fortalezas del grupo para aprovecharlas o solucionarlas .

 

Por todo lo expuesto, las dinámicas de grupo son una fuente de información muy importante para los departamentos de recursos humanos.

 

Formación permanente

La formación permanente es uno de los factores más motivadores para la plantilla y los colaboradores de la empresa. A la vez que los hace recursos más valiosos para la compañía, les aporta un horizonte de progreso muy útil para generar engagement.

 

Además, la formación permanente puede ir orientada a mejorar la especialidad del trabajador o a permitirle desarrollar nuevas competencias. Así, un plan de formación bien diseñado permitirá al trabajador desarrollarse en la dirección que más le interese, al tiempo que lo mantiene actualizado para poder superar los nuevos retos de la empresa.

 

A la caza del talento

Uno de los aspectos más relevantes del marketing interno tiene que ver con la caza y retención del talento. Los trabajadores dan cada vez más valor elementos relacionados con la motivación, la formación y la flexibilidad horaria que con el sueldo. Esto implica que el marketing interno es una forma de publicidad en la empresa que también tiene efectos de puertas para afuera.

 

Elementos a potenciar en una campaña de publicidad en la empresa

A la hora de iniciar una campaña de marketing interno hay que conseguir:

 

  1.  Que los trabajadores se sientan una parte fundamental de la empresa. Esto mejorará su afinidad, a la vez que los hará disfrutar de cada éxito y evitar los fracasos corporativos.

 

  1.  Que la plantilla conozca las ventajas de trabajar en la empresa. El salario es secundario respecto conceptos como la estabilidad laboral, la flexibilidad horaria, la formación permanente o la libertad a la hora de desarrollar sus ideas.

 

  1. Que los esfuerzos invertidos sean difundidos. Solo así puede lograrse que los trabajadores de otras empresas conozcan las favorables condiciones de trabajo de la compañía. Gracias a ello se podrá atraer el talento de la competencia.

 

Estos tres elementos requieren, por tanto, conocer tanto las necesidades de la plantilla como las condiciones laborales de la competencia. Tener acceso a esta información no dista mucho de la realización de un estudio de mercado.

 

Así, vemos que diseñar y ejecutar un plan de endomarketing es parecido a planificar la publicidad en la empresa. No obstante, no siempre es fácil identificar las carencias de la empresa y los objetivos a alcanzar con dicho plan. Por ello, ayudarse de asesores externos siempre facilita el realizar un estudio objetivo y realista. Si necesitas ayuda para desarrollar programas de motivación y fidelización de los empleados en tu empresa, no dudes en contactar con nosotros.

 

 

Otros artículos de interés
Menú